lawandtrends.com

LawAndTrends



En una de las obras más icónicas de Shakespeare, El mercader de Venecia (ca. 1598), el dramaturgo inglés nos cuenta la historia de un aval algo sanguinario: Antonio, cristiano acaudalado pero que tenía su capital invertido en empresas de ultramar, pide un préstamo a Shylock, judío al que previamente había insultado por usurero. El préstamo (3.000 ducados) no lo interesa para sí, sino para su amigo Basanio, noble que precisa de liquidez para continuar su noviazgo con una rica heredera, Porcia.



LEER NOTICIA COMPLETA.



No hay comentarios.


Hacer un comentario

He leido y acepto los términos legales y la política de privacidad