lawandtrends.com

LawAndTrends



España se ha convertido en uno de los principales destinos para extranjeros de todo el mundo que quieren iniciar su vida en un nuevo país. Según la encuesta anual expat explorer del HSBC, España es ya el cuarto mejor país del mundo para los expatriados.

Y no cabe lugar a duda de que sea así. Un clima casi perfecto 365 días al año, una deliciosa cocina mediterránea, un país con una amplia cultura y oportunidades de ocio y la existencia de tantísimas comunidades de extranjeros hacen que sea el sitio ideal.

No obstante, todos estos ciudadanos no europeos que desean iniciar su nueva aventura en el territorio español enfrentan una duda: conocer cuál es el procedimiento de extranjería que deben seguir para establecerse de forma legal en el país. Es decir, cómo conseguir su permiso de residencia.

Todo empieza con el visado de turista

Un porcentaje bastante alto de extranjeros cuya intención es mudarse a España siguen siempre el mismo procedimiento. Pues antes de solicitar su visado y realizar todo el procedimiento legal, prefieren en muchas ocasiones visitar el país durante cierto tiempo como turistas.

Los 90 días de estancia legal que el visado de turista ofrece les permite visitar gran parte del territorio. Es una buena oportunidad para elegir la ciudad en la que posteriormente se establecerán, estudiar en qué zonas adquirir su propiedad, o descubrir oportunidades de ocio.

Así, durante dicha estancia como turistas, es también muy habitual que deseen iniciar el trámite de inmigración en ese preciso instante; pues ya están en España, y puede parecer mucho más fácil hacerlo desde el propio país de destino.

Y aquí es cuando la pregunta que en este artículo exploraremos surge: ¿es posible conseguir un permiso de residencia en España con el visado de turista?

¿Es realmente posible?

Como regla general, no es posible. La ley de extranjería española establece que el ciudadano no europeo que ostenta a la residencia legal en el país debe iniciar el trámite desde su país de origen. Como consecuencia, con un visado de turista no es posible iniciar el trámite.

No obstante, existen 4 situaciones específicas y que actúan como excepciones ante dicho supuesto general. Se trata de nuevas leyes o casos particulares que han surgido durante los últimos años permitiendo esta opción.

Veamos al detalle en qué consisten.

Permiso de trabajo como trabajador altamente calificado

Si bien es cierto que no es posible conseguir un permiso de trabajo regular como turista en España, en 2013 se aprueba una nueva ley, la Ley de Emprendedores, que establece una modalidad específica de permiso de trabajo: el permiso como trabajador altamente calificado.

En el caso de que el extranjero encuentre una oferta de trabajo como mánager o posición similar, disponga de estudios universitarios o máster y la oferta ofrezca un salario superior a los 50.000€ por año; entonces sí podría conseguir el permiso de trabajo como turista (y por ende la residencia en el país). Pues estaría solicitando este permiso de trabajo como trabajador altamente calificado.

Visado de estudiante

Tras la última modificación de la ley de extranjería de setiembre de 2019, ahora es posible entrar a España como turista, inscribirse a una universidad o centro de estudios superiores, y conseguir así el visado de estudiante.

Será fundamental poder demostrar la posesión de medios económicos suficientes y de disponer de seguro médico privado para que la solicitud se aceptada en este caso.

Permiso de residencia como familiar de comunitario

Muchos ciudadanos no europeos deciden casarse o constituirse en pareja de hecho con un ciudadano europeo, ya que eso le permitirá conseguir la residencia.

Así, otra de las ventajas que ofrece este camino es la posibilidad de gestionar todo el procedimiento al completo entrando a España como turista.

El único requisito en este caso es que la pareja (el ciudadano europeo) tenga un contrato de trabajo o trabaje por cuenta propia.

Arraigo social

Finalmente, la vía del arraigo; la más lenta de las 3 anteriores. Este procedimiento permite a todas aquellas personas que han vivido de forma ilegal en España durante los 3 últimos años regularizar su situación y conseguir la residencia.

Para ello deberán ser capaces de demostrar dicho periodo de convivencia en el país, y haber encontrado un empleador dispuesto a contratarles. 

¿Te ha gustado este artículo?

SUSCRÍBETE A NUESTRA NUEVA NEWSLETTER

Hemos creado para ti una selección de contenidos para que los recibas cómodamente en tu correo electrónico. Descubre nuestro nuevo servicio.

 



No hay comentarios.


Hacer un comentario

He leido y acepto los términos legales y la política de privacidad