El resultado es la plataforma de subastas online eactivos.com

LawAndTrends



Al menos 114 abogados han sido asesinados en Honduras desde 2010, tres de ellos el martes 10 de agosto, según ha informado el Comisionado Nacional de los Derechos Humanos (CONADEH), Roberto Herrera, quien alertó de que el 94 % de los casos continúan en la impunidad.

De enero a agosto de 2016, el CONADEH registró la muerte de 9 profesionales del derecho en 6 departamentos del país, de los cuales, en 8 casos, las víctimas fueron ultimadas con armas de fuego.

Cortés y Francisco Morazán son los departamentos del país donde el ejercicio del derecho se ha convertido en una labor de alto riesgo para quienes lo ejercen, al registrar, desde el 2010 la muerte en circunstancias violentas de, al menos, 82 abogados, según datos del CONADEH.

En esta radiografía de la inseguridad que enfrentan las personas que ejercen la abogacía, 42 murieron en Francisco Morazán, 40 en Cortés, 7 en Atlántida, 6 en Yoro, 4 en Olancho, 3 en Copán, 2 en Comayagua, 1 en Choluteca, 1 en El Paraíso, 1 en Lempira, 1 en Santa Bárbara y 1 en Islas de la Bahía.

El informe revela que 94 de las víctimas eran hombres y 20 mujeres y el 89% de los profesionales del derecho murieron víctimas de las de arma de fuego.

De acuerdo al análisis, entre las víctimas figuran especialistas en derecho  penal, laboral, mercantil y civil, ex jueces de letras, de menores, fiscales del Ministerio Público, defensores públicos, jueces de menores, de tránsito, de letras, de lo penal, de paz y de tribunales de sentencias.

Además, asesores legales de entes gubernamentales, grupos campesinos, empresas de transporte pesado; directivos del Colegio de Abogados de  Honduras, aspirantes a cargos de elección popular,  jubilados, abogados que ejercían su profesión en bufetes privados y otros que combinaban su labor con otras actividades empresariales y religiosas.

Según CONADEH, la mayor parte de los abogados fueron ejecutadas en el interior de sus vehículos, en algunos casos en compañía de sus hijos, esposa, de su trabajadora, de su conductor, de amigos e incluso de sus clientes, mientras que otros  fueron atacados por sus victimarios en su propia vivienda o a pocos pasos de la misma, en la vía pública o en sus  bufetes.

Roberto Herrera Cáceres lamentó que el ejercicio del derecho se haya convertido en una profesión de alto riesgo para quienes la ejercen, pese a que el Estado hondureño tiene la obligación de  garantizarles que realicen su labor  sin ningún tipo de intimidación. Aseguró que la lucha contra la impunidad es fundamental para que no se sigan cometiendo este tipo de hechos violentos.

“La cifra nos demuestra que algo grave estamos sufriendo como Estado y como sociedad y que tenemos que reaccionar simultáneamente en un esfuerzo conjunto que venga a fortalecer el Estado social de derecho en el país”, declaró.

En su criterio, la mejor política criminal siempre es una política social y destacó la importancia de trabajar en la prevención, control, represión, rehabilitación de los delincuentes y sobre todo, impulsar la protección de las víctimas y sus familiares.

Las autoridades policiales han detenido a uno de los supuestos autores materiales del asesinato del abogado Elvin Alexander Velásquez, muerto a balazos el pasado 15 de marzo en la calle principal de la colonia El Naranjal de La Ceiba. Hasta ahora quedan pendientes de ser capturados los autores intelectuales del abominable crimen, según CONADEH.




No hay comentarios.


Hacer un comentario

He leido y acepto los términos legales y la política de privacidad