El resultado es la plataforma de subastas online eactivos.com

LawAndTrends



Foto Alexandra Villacís campus UEES

Entrevistamos a Alexandra Villacis, Decana de la Facultad de Derecho de la Universidad  Espíritu Santo de Guayaquil. Alexandra está liderando el proceso dirigido a revisar e innovar los estudios de Derecho en su facultad. Entre otras acciones, ha decidido acoger la 3a edición de Justiapps, que como en ocasiones anteriores constará de un concurso de ideas, de unos webminars y de un hackathon.

En la actualidad, Justiapps esta cerrando en concurso de ideas y en los próximos días se conocerán los ganadores.

En primer lugar, Alexandra, nos gustaría conocer un poco sobre la Universidad de Espíritu Santo de Guayaquil y que crees que es lo que más caracteriza a esta Universidad.

La UEES es una universidad privada  sin fines de lucro, es autofinanciada, lo que significa que no recibe ningún financiamiento por parte del Estado.  Este año cumple su 25 aniversario de creación. La UEES se fundó con el objetivo de proporcionar una alternativa académica, humanista, profesional, basada en el modelo de artes liberales, con un fuerte componente ético, para el área de Samborondón, Guayaquil, la región costa y el país.

Desde sus inicios tuvo una orientación hacia lo internacional, reconociendo la enseñanza de idiomas como una herramienta para el desarrollo académico y profesional.  En su corta historia, la UEES se ha caracterizado por ser una universidad innovadora, en sintonía con las grandes tendencias mundiales, y que ha marcado el camino en la adopción de técnicas y modalidades que luego se volvieron estándares en la educación superior ecuatoriana, tales como el uso del sistema de créditos, la enseñanza obligatoria del idioma inglés y el intercambio estudiantil en universidades extranjeras.

La UEES además se caracteriza por infundir en sus estudiantes los principios de libertad, democracia, respeto a la vida y a la familia, ética, conciencia ecológica y rigor académico.

En las carteleras de la UEES y sus pantallas internas se lee siempre el eslogan de la universidad: “Non progredi regredi est”, que significa no progresar es retroceder” y que resume la actividad de la institución en sus más de dos décadas de vida.

Sabemos que estás liderando un proceso de innovación dentro de la Facultad de derecho, ¿qué crees que puede aportar la innovación en la mejora de la formación de los estudiantes? ¿nos puedes contar alguna experiencia que hayáis puesto en marcha?

La innovación es el reto permanente que tenemos las universidades en la búsqueda de una educación de excelencia. En el campo del derecho, la innovación nos aporta grandes oportunidades en el proceso de enseñanza-aprendizaje. Los profesores de la facultad de Derecho de la UEES tienen ante sí el reto de comprender los cambios que se están produciendo en el entorno, debido sobre todo a las nuevas metodologías y a la tecnología.

En esa búsqueda hemos tenido la suerte de contar con la asesoría del Instituto de Innovación Legal -IIL- dirigido por María Jesús González-Espejo.  A través de IIL, nuestros profesores han recibido un programa formativo: “Innovación: impacto de la revolución 4.0 en las profesiones jurídicas”, apoyado en la metodología del Legal Design Thinking, cuyo principal objetivo fue estar más capacitados para   responder a las exigencias del alumnado y de sus empleadores y poder ellos mismos comprender mejor el impacto de la tecnología en sus disciplinas.

De igual forma, con IIL hemos trabajado en un plan de innovación de la Facultad de Derecho, el mismo que fue conjuntamente elaborado con los profesores. Se realizó un diagnóstico de las áreas necesarias de mejora que se han detectado y las razones por las que es necesario trabajar en campos como: Estudios, Organización/administración, promoción y docencia, y una serie de acciones que se realizarán con el fin de alcanzar los objetivos deseados.

En base a este plan de innovación hemos realizado cambios a nuestra malla curricular, incorporando asignaturas que doten a los estudiantes de las habilidades jurídicas que les permitan conocer y enfrentar los cambios tecnológicos que afectan a las profesiones jurídicas.

¿Qué rol crees que corresponde a los profesores de Derecho de tu facultad ante la revolución digital?

Nuestros profesores deben asumir una actitud de profunda y constante reflexión, deben comprender que el campo del derecho no puede estar ajeno a la revolución digital, y que el contexto actual nos impone por un lado, la interrelación de saberes; y,  por otro, la preparación en el nuevo entorno legal basado en nuevos modelos tales como: 

  • Nuevos modelos de negocio en servicios jurídicos: New Law.
  • Nueva tecnología para los profesionales del Derecho: Legal Tech.
  • Nuevas normas para nueva tecnología: Derecho TIC o ciber Derecho.
  • Nuevas habilidades para nuevos profesionales.

¿Por qué habéis elegido Justiapps para vuestro proyecto que crees que os puede aportar?

JustiApps es un concurso no sólo muy innovador que ha demostrado tener éxito en las ediciones anteriores promovidas por el Instituto de Innovación Legal, sino también muy interesante y significativo para nosotros como Universidad, porque nos ayuda a cumplir 6 objetivos:

  1. Formar a los estudiantes de derecho en LegalTech
  2. Fomentar los lazos entre estudiantes y profesionales
  3. Involucrar a la ciudadanía en la construcción de la justicia
  4. Impulsar el desarrollo de tecnología para una mejor justicia
  5. Cumplir con el compromiso social de la UEES.
  6. Fomentar las relaciones internacionales de la UEES y sus estudiantes.

¿Está resultando sencillo articular un proyecto interdisciplinar donde trabajan juntas las facultades de informática, derecho y comunicación?

Otro lema importante  de la UEES es “Cuando todos queremos, juntos podemos” y más allá de una frase,  representa  una forma  de trabajo que caracteriza a  los directivos, profesores y personal administrativo de la Universidad: trabajando siempre en conjunto para el logro de grandes y pequeñas metas.  Esta filosofía también la hemos trasladado a nuestros estudiantes.  Estamos trabajando desde las aulas y en proyectos académicos, que se enfocan en la transversalidad educativa; nuestra labor formativa está encaminada de manera tal que conecta y articula los saberes de los distintos sectores de aprendizaje y dota de sentido a los aprendizajes disciplinares.  El programa Justiapps es un ejemplo de aquello y nuestros estudiantes están entusiasmados y comprometidos con el mismo.

Entre sus patrocinadores se encuentran empresas como Amazon Web Services, el Banco del Pacífico o instituciones tan prestigiosas como el Banco Interamericano de Desarrollo y el Consejo de la Judicatura, ¿les ha resultado complejo convencerles para que dieran apoyo a un proyecto como éste centrado en Justicia?

Justiapps está enfocado en uno de los pilares fundamentales de toda sociedad: La Justicia.  Ecuador es un país que necesita aumentar su nivel de confianza, tanto a nivel interno como externo, y fomentar la participación de los ciudadanos en la construcción de una mejor justicia, es un objetivo loable e importante, mucho más si se promueve a través de la academia;  este quizás sea el motivo  principal por el  cual la UEES ha podido obtener el apoyo de empresas e instituciones nacionales y extranjeras muy importantes,  como patrocinadores del concurso. 

Todo el concurso está concebido para acercar el concepto de Justicia a la ciudadanía, haciéndolo más comprensible.

De igual forma, Justiapps promueve la utilización de las tecnologías móviles, para que coadyuven a una mejor Justicia y la ciudadanía beneficiarse de ello.  Es necesaria una mayor cercanía y entendimiento entre los profesionales de las TIC y del sector legal, que aún no está aprovechando las ventajas que ofrecen las nuevas tecnologías y, en particular, las apps.

Estamos a punto de cerrar el proceso del concurso de ideas, ¿nos puedes anticipar algo sobre la participación y el interés que ha despertado entre los estudiantes y los profesionales?

El concurso está abierto hasta el 30 de octubre, para que cualquier ciudadano pueda proponer su idea para mejorar la justicia. 

Lo importante de destacar, es que no solo los abogados están interesados en participar, tenemos mucho interés de parte de otros profesionales, de estudiantes de nuestra universidad y de otras universidades, así como de ciudadanos que están postulando sus ideas.  Y es nuestra esperanza poder contar con el mayor número de ideas en todas las líneas de aplicación del derecho que se han establecido, lo cual coadyuvará al éxito del Hackathon.  

¿Crees que la organización de Justiapps puede aportar cosas positivas para la Justicia de Ecuador?

Justiapps es un programa pionero en Ecuador, que busca promover la innovación legal en nuestro país, a través de  un concurso   que combina justicia y tecnología.

Estamos seguros que Justiapps se convertirá en el programa semilla promovido por la UEES, con el apoyo del Instituto de Innovación Legal, para iniciar la transformación del sector legal, y de  la mentalidad de juristas y tecnólogos, a través del trabajo en equipo,

Que los ciudadanos se vean motivados a proponer sus ideas para acercarlos más a la justicia y que esta sea más comprensible, es un gran avance en nuestra sociedad, todo lo cual redundará en mejorar el sistema de justicia.

 En este sentido, ¿dónde podemos decir que está la Justicia ecuatoriana en innovación tecnológica?

En los últimos diez años, los grandes cambios tecnológicos en el sector legal ecuatoriano se han generado desde la esfera pública, más que de la privada.

La puesta en vigencia de la nueva Constitución del año 2008 significó para el Ecuador la creación de un nuevo marco jurídico y regulatorio, lo cual produjo cambios profundos en la prestación de los servicios judiciales, entre los que cabe destacar, la implementación de tecnología de punta en la Función Judicial.

La infraestructura actual de telecomunicaciones del sistema judicial permite enlaces distantes desde diferentes lugares y un sinnúmero de conexiones simultáneas que facilita a los jueces y servidores judiciales realizar consultas de forma inmediata.

Sin embargo de lo anterior, no han habido avances tecnológicos en cuanto a la generación y automatización de contratos,  ciberseguridad, protección de datos, prevención del blanqueo, compliance, conflictos de interés de firmas (despachos) jurídicos; no se utilizan herramientas tecnológicas para dicho efecto.

De igual forma, no se ha evidenciado el desarrollo de aplicaciones o plataformas informáticas para facilitar o simplificar procedimientos sobre la aplicación de derechos y servicios relacionados con la administración de justicia. Hay mucho trabajo por hacer en temas de automatización para que el ciudadano reciba un mejor servicio.

Así pues, entre el 29 de noviembre y el 1 de diciembre celebrareis el Legal Hackaton, un evento donde se tratará de plasmar las ideas en proyecto reales. ¿Esperáis conseguir proyectos interesantes?

Efectivamente, esperamos que el Hackathon nos permita hacer realidad varios de los proyectos, que están dirigidos a promover la  solución de conflictos a través de arbitraje y mediación,  lucha contra la violencia de género, lucha contra los delitos contra la naturaleza,  formar al ciudadano en sus derechos digitales; y,  acercar el Derecho al ciudadano y hacer la Justicia más accesible.

La UEES le apuesta a la innovación, y qué mejor que podamos hacerlo para mejorar la justicia.




No hay comentarios.


Hacer un comentario

He leido y acepto los términos legales y la política de privacidad