lawandtrends.com

LawAndTrends



El acusado, de 34 años, que fue despedido después de que los responsables de la empresa hallaran las cámaras, fue diagnosticado con un trastorno de voyeurismo.

El juzgado de lo penal número 2 de Pontevedra ha impuesto un año de prisión a un hombre que instaló cámaras de vídeo en el cuarto de baño mixto de la empresa en la que trabajaba para grabar a sus compañeros.



LEER NOTICIA COMPLETA.



No hay comentarios.


Hacer un comentario

He leido y acepto los términos legales y la política de privacidad