El resultado es la plataforma de subastas online eactivos.com

LawAndTrends



Procedente, improcedente o nulo. Esas son las tres posibles calificaciones de un despido, y tienen efectos muy distintos. No hay que confundirlas con los tipos de despido, que son disciplinario y objetivo, sino que cualquiera de estas dos clases de despido puede ser declarado nulo, improcedente o procedente. Y hoy nos centraremos en este último.

En este artículo vamos a describir qué es el despido procedente por definición, si hay o no indemnización por despido procedente (y finiquito), las causas que lo pueden provocar, si tiene paro, y qué lo diferencia de un despido improcedente.

Además, disiparemos tus dudas acerca de quién puede declarar la procedencia de un despido, y el proceso que se debe llevar a cabo. Y para que lo tengas todo más claro, te mostraremos ejemplos de despidos que serían procedentes. ¡Comencemos!



LEER NOTICIA COMPLETA.



No hay comentarios.


Hacer un comentario

He leido y acepto los términos legales y la política de privacidad