Emprendelaw Directorio es el servicio de Law&Trends para buscar abogados

LawAndTrends



El análisis predictivo y el reconocimiento por lenguaje y voz son las dos aplicaciones de la IA con más potencial, según las grandes empresas españolas. Los sectores telecomunicaciones, financiero, sanitario y turismo, los que más partido pueden sacar de esta nueva tecnología.

La escasez de talento y la falta de un modelo de negocio claro son los dos principales obstáculos con los que se encuentran las empresas españolas a la hora de aplicar la Inteligencia Artificial (IA) en sus negocios. Esta es una de las principales conclusiones del informe "Realidad y perspectivas de la IA en España, 2018" elaborado por PwC en colaboración con Microsoft, a partir de encuestas a una treintena de grandes compañías españolas líderes en su sector. El documento se ha presentado esta mañana en un acto que ha contado con la participación de Chema Alonso, chief data officer del Grupo Telefónica; José Bonnin, director Unidad de Negocio de Cloud and Enterprise en Microsoft, y Alfonso Cossío, socio de PwC.

El documento revela que solo un 11% de las compañías entrevistadas cuenta con los profesionales y las capacidades adecuadas para poner en marcha iniciativas en el campo de la IA. Y, por consiguiente, seis de cada diez están buscando de forma activa los perfiles profesionales necesarios.

Pero a la escasez de talento se suman otros obstáculos a la hora de apostar por la IA, como la falta de un modelo de negocio que les permita saber cuál es el retorno de la inversión; las dificultades en la gestión del cambio cultural dentro de la empresa, o la ausencia de un liderazgo claro a la hora de impulsar este tipo de iniciativas.

¿Cuentan las organizaciones con talento para el desarrollo de IA?
 

El estudio tiene como objetivo ofrecer una perspectiva realista del nivel de desarrollo de la IA en el mercado español tomando como referencia un grupo de empresas que se pueden considerar avanzadilla en materia de digitalización. Los resultados son claros: para la mayoría de las grandes empresas participantes en el informe (80%), la Inteligencia Artificial no es un conjunto de iniciativas aisladas sino una tecnología que, en el largo plazo, supondrá cambios muy disruptivos para los negocios.

Tecnologías de IA en las que se prevé mayor aplicación

A pesar de las barreras mencionadas arriba, del selecto grupo de empresas participantes, más de la mitad ya está intentando, en mayor o menor medida, sacar partido de la IA. Un 46% tiene en marcha algún tipo de proyecto piloto o prueba, y un 11,5% ya están viendo resultados, sobre todo, en la mejora de la satisfacción del cliente, en la toma de decisiones o en la reducción de costes. Pero si vemos la encuesta de otra manera, no todo son avances: un 42,5% de las compañías todavía no han puesto de marcha ninguna iniciativa en relación con la IA o solo tienen una hoja de ruta.

¿Cuáles son las aplicaciones de la IA con más potencial para las compañías españolas? El análisis predictivo, que permite anticipar eventos, comportamientos y condiciones futuras en base a información recogida por la compañía, es la preferida por las empresas. Le sigue el reconocimiento por lenguaje y voz. En tercer lugar se sitúan el machinelearning, los chatbots y las técnicas de RPA –procesos automatizados por robótica- (ver cuadro adjunto). 

 

El documento también profundiza en el impacto de la IA en los distintos sectores de actividad. Las conclusiones son las siguientes:

  • Telecomunicaciones. Es el sector que más puede beneficiarse de la aplicación de la IA, sobre todo, a través del uso de chatbots o asistentes virtuales, que pueden ayudar a interactuar con el gran volumen de clientes presentes en este mercado.
  • Financiero. La evolución del análisis predictivo será especialmente importante para la banca y los seguros, ya que permitirá personalizar los servicios en función del cliente. También la aplicación de tecnologías de reconocimiento facial o voz será clave para mejorar la seguridad y la protección del cliente.
  • Sanidad. A largo plazo, puede ser otro de los grandes beneficiados por la IA, tanto en el campo de predicción de enfermedades, como a la hora de gestionar el stock de medicamentos, entre otras aplicaciones.
  • Turismo. La capacidad de la IA para clasificar a los clientes y realizar acciones personalizadas y orientadas a sus preferencias a posteriori puede ser un valor diferencial. Además, la capacidad de trabajar una estrategia de contenidos one-to-one en función de los datos socioeconómicos y el comportamiento online de los turistas es para los expertos del sector una ventaja más.

¿Empleos en riesgo?

Una de las cuestiones omnipresentes en todo análisis sobre la llegada de la IA y la robótica es su efecto sobre el mercado laboral. Pero las grandes empresas españolas participantes en el estudio no son alarmistas. Siete de cada diez creen que la reducción de empleos no será muy significativa, lo que está en línea con las últimas estimaciones de PwC: la IA no tendrá un impacto relevante en el empleo hasta la década de 2030.

“Las compañías españolas comparten la visión global sobre el impacto que va a tener la IA sobre los negocios, y se están preparando para ello:

la combinación de talento interno y externo, junto con soluciones tecnológicas de proveedores solventes parecen la fórmula adecuada de éxito”.

Alfonso Cossío, socio responsable de Customer en PwC

Como indica Jose Bonnin, director de la Unidad de Negocio de Cloud and Enterprise de Microsoft, “Este estudio refrenda las conversaciones que mantenemos con nuestros clientes sobre la importancia de la IA en el momento actual. La democratización del uso de la IA es el punto de inflexión de estas tecnologías tanto incorporadas en las aplicaciones y productos que nuestros clientes utilizan en su día a día, como en una plataforma que les permita extender su capacidad de innovación, y crear nuevos escenarios”.




No hay comentarios.


Hacer un comentario

He leido y acepto los términos legales y la política de privacidad