Directorio es el servicio de Law&Trends para buscar abogados y profesionales jurdicos

LawAndTrends


Nuestras redes sociales son el canal de comunicación donde cada día mostramos gran parte de nuestra vida, es mucha la información personal que volcamos en ellas sin prestar atención a las recomendaciones de seguridad habituales para mantener la privacidad en las mismas


Cautela con la información que proporcionamos

Desde el mismo momento en que nos damos de alta en cualquier red social estamos cediendo un sinfín de datos personales que nosotros mismos les facilitamos para poder hacer uso de sus servicios. Esto hace que cualquier persona o empresa puede saber importantes detalles sobre nosotros a través de las redes sociales. 

Entre la información que nosotros facilitamos al crear nuestras cuentas, más la que volcamos en ellos con nuestras actualizaciones de estado cada vez que subimos contenidos: texto, fotos, vídeos, etcétera, nuestra vida está expuesta públicamente.

Por este motivo es muy importante que regulemos la privacidad de quien puede ver nuestros contenidos y con quien queremos compartirlos, de manera que controlemos y limitemos quien tiene acceso a nuestra información. Pero además de esto hay una serie de informaciones personales que es conveniente no aparezcan en los perfiles de tus redes sociales:

Lo primero que tienes que tener en cuenta es que dentro de unos años es muy probable que a tu hijo no le haga ninguna gracia ver todas sus fotografías por Internet. Pero lo más importante es que no debes subir fotos de tus hijos en la red, porque una vez están publicadas pierdes totalmente el control sobre ellas y las redes de pederastia podrían hacerse con ellas.

Si vas a seguir subiendo fotos de tus hijos en las redes acostúmbrate a taparle siempre la cara o que salga de espaldas, y por supuesto jamás publiques información de su colegio, horarios, clases extraescolares, o lugares de ocio a los que asisten, etcétera.

Aspectos que hay que tener especial atención

Sobre menores: 

Un estudio constata que "antes de que los niños cumplan cinco años sus padres y madres ya han colgado 1.500 fotos suyas en internet". Cualquier excusa es buena para compartir las imágenes de los hijos en las redes sociales, pero no somos conscientes de todo lo que conlleva hacerlo, y es que con estas acciones estamos exponiendo a nuestros hijos, sin necesidad, a peligros para su integridad física y moral.

Ubicación: 

Cada vez que permites que la red social que estás usando te localice esta información se hace visible a todo el que la ve. Esto significa que cualquier persona pueda saber dónde estás o incluso en el caso por ejemplo de vacaciones, saber que tu casa está deshabitada y que los ladrones pueden entrar a robar.

Fecha de nacimiento: 

Se trata de una información que habitualmente ofrecemos en nuestras redes sin darle importancia ya que pensamos que se trata simplemente de una información que reflejamos para que la gente pueda felicitarnos en nuestro cumpleaños. Sin embargo se trata de mucho más ya que si añadimos que junto con esta información aparece también nuestro nombre y apellidos, número de teléfono y dirección postal donde vivimos, estamos ofreciendo a delincuentes y ciberdelincuentes información muy valiosa para cometer todo tipo de delitos como robarnos la identidad.

 




No hay comentarios.


Hacer un comentario

He leido y acepto los términos legales y la política de privacidad