Emprendelaw Directorio es el servicio de Law&Trends para buscar abogados

LawAndTrends



Roba Manrubia lidera la Candidatura "Compartimos expectativas. Avancemos juntos". El cambio que proponen pasa por dar más protagonismo a cada uno de los profesionales que componen la Confederación Española de Abogados Jóvenes; por facilitar la creación e incorporación de más agrupaciones provinciales; por trabajar con transparencia y eficiencia presupuestarias; por utilizar herramientas tecnológicas para conocer la opinión colectiva acerca de los temas de especial interés que no puedan o deban esperar a la celebración de un pleno; por defender, de forma activa y sin tibieza, los intereses de profesionales y ciudadanos en el ámbito de la justicia.

 

 

 

 

Rosa Manrubia (Cartagena) encabeza este proyecto, la acompañan Juan María Galán (Granada), Alba Tàsies (Barcelona) y Alfonso Montiel (Jaén) como candidatos, respectivamente, a vicepresidencia, secretaría y tesorería. Como vocales se postulan Juan Blanco (Vigo), Carlos Frigola (Alicante), Ana Garnelo (León), Mercedes Octavio (Zaragoza) y María Rico (Ciudad Real).

Entrevistamos a su cabeza de lista, Rosa Manrubia, para profundizar sobre su visión de la Abogacía y las líneas claves de su programa.

¿Cuál es el rol de la abogacía joven en el CGAE?

Debe ser un rol de colaboración y trabajo. Pero también de reivindicación y voz propia siempre desde el respeto institucional.

¿Qué rol dan las instituciones jurídicas de abogados a los jóvenes?

En general hay muy buena sintonía en los colegios de abogados. Mucha formación que se hace en los colegios se debe en gran parte a las agrupaciones de jóvenes abogados que se encargan de organizar acciones formativas encaminadas a la formación permanente. Asimismo, gran parte de la vida colegial en forma de actividades lúdicas y deportivas también son gracias a los jóvenes abogados.

¿Qué preocupa a los jóvenes abogados?

Son muchas las preocupaciones hoy día. Aquellos que ejercemos por cuenta propia y tenemos la suerte de tener nuestro despacho amanecemos todos los días con la zozobra de sacar adelante el despacho: pagar el alquiler, los impuestos, que los clientes nos paguen, que podamos desarrollar nuestro trabajo con las herramientas adecuadas, conciliar vida personal y familiar. Ser competitivos es fundamental para sobrevivir en este oficio y ello pasa por una correcta formación continua y poder adquirir libros o bases de datos a precios competitivos.

Al abogado que trabaja por cuenta ajena, le preocupa el tener un convenio colectivo vigente, conciliar, los nuevos escenarios legales, etc.

¿Qué debería preocupar a los jóvenes abogados?

La regulación de los nuevos campos profesionales legales es fundamental. La ordenación profesional es uno de los pilares de la representación institucional, y los jóvenes abogados debemos liderarla. Asimismo, asistimos a un periodo de cambios en materia de turno de oficio que puede derivar en la concesión administrativa del servicio a entidades privadas. Los traslados de sedes judiciales a las capitales de provincia se están convirtiendo en rutina diaria por parte del CGPJ. Los que ejercemos en provincias vemos con alerta que podamos sufrir esos traslados o cierres de sedes judiciales.

¿A qué creéis que se debe que por primera vez haya concurrencia de 3 candidaturas?

El compromiso de la Abogacía joven por los compañeros es cada vez mayor. Es motivo de orgullo que haya tres candidaturas, pues eso significa que hasta 30 compañeros están dispuestos a dar parte de su tiempo para defender la profesión a través de la Confederación.

 ¿Cuál es vuestra opinión sobre el actual sistema de acceso a la abogacía?

Creo que hay unanimidad en la Abogacía Joven en que el modelo de examen actual debe ser profundamente revisado. Un examen teórico tipo test no determina la capacitación profesional de un abogado. Por ello, se debe trabajar en reformar ese modelo y mejorar de forma ostensible el master de acceso en el sentido de potenciar las prácticas de los alumnos. La asistencia a vistas desde el primer día y los juicios simulados deben entrar dentro de la carga teórica del primer bloque del master antes del periodo de prácticas en despachos. Hay que reflexionar y trabajar para un nuevo modelo.

¿Cómo veis el futuro del turno de oficio?

Estamos en un momento complicado. Hemos atravesado una serie de meses en los que el retraso en el abono de honorarios en la zona de territorio común se había convertido en rutina. Esa situación me parece inaceptable. No se puede tratar a los Abogados de Oficio como meros proveedores de servicio del Ministerio de Justicia. Asimismo, los baremos de honorarios de territorio común están sin actualizar desde el año 1996. El agravio comparativo entre comunidades autónomas es sangrante. No hace mucho veíamos los retrasos e impagos en Andalucía, cuestión ésta que el CADECA ha abordado en una negociación con mucho acierto. No puede ser que un abogado de oficio perciba unos honorarios u otros o sufra impagos en atención a la comunidad autónoma en la que lleve a cabo su labor.

Por otra parte, recordemos que se quedó en un cajón una reforma anunciada en 2013 que no sabemos si volverá a abordar o no. Era una reforma tremendamente perjudicial para los Abogados por la que llevamos a cabo una serie de protestas, a lo que tendremos que estar atentos de nuevo.

Como letrada adscrita al Turno, sin duda mejoraría ampliamente muchas cuestiones del servicio.

Creo necesario el reconocimiento de autoridad pública del letrado del turno de oficio. A veces asistimos o sufrimos en primera persona situaciones muy desagradables con usuarios que nos dejan absolutamente desasistidos moral y profesionalmente. La Ley de Asistencia Jurídica Gratuita no aborda esas cuestiones y las comisiones de turno de oficio de los colegios a veces tienen las manos atadas en ese sentido por no tener respaldo legal.

La falta de medios en Justicia es acuciante, y eso afecta al servicio de forma flagrante. Es muy habitual que tengamos que poner nuestros propios medios para poder llevar a cabo nuestra labor de manera satisfactoria, aportando como externalidades positivas nuestros materiales y disposición. Asimismo, en un reciente estudio llevado a cabo por el Colegio de Abogados de Cartagena, determinamos que una parte del servicio es sufragada por los propios letrados. De cada expediente que se paga de Justicia Gratuita a los colegios una parte sale de nuestros propios bolsillos para sufragarlo. Y eso no puede ser.

Recordemos, asimismo, que la exposición de motivos de la Ley de Tasas atribuía esa recaudación a la mejora del servicio de la Asistencia Jurídica Gratuita, pero la realidad es que año tras año los presupuestos destinados para ello siguen siendo los mismos, 40 millones de euros.  Insisto en la idea de la revisión de los baremos de honorarios. Hay que reivindicar una mejora presupuestaria y dotación de medios.

¿Cómo veis la formación de las universidades españolas para los futuros abogados? ¿debe cambiar en algo?

Como ya he dicho más arriba falta mucha práctica en la formación de los futuros abogados. El grado ya incluye un practicum en el último año que debe ser revisado en aras a que se adecue a la formación del estudiante que quiere encaminar su futuro profesional a la Abogacía.

¿Cuáles son las claves de vuestro programa?

Hemos incidido mucho en la competitividad, la ordenación profesional y la creación del concepto de Lobby. Creo que debemos abordar, mediante sinergias institucionales, medidas para facilitar que el abogado joven empresario y emprendedor pueda mantener a flote su despacho y competir en igualdad de condiciones con los grandes. Asimismo, que el abogado joven empleador pueda tener facilidades y condiciones para poder llevar a cabo esas contrataciones con todas las garantías (como un convenio colectivo o el acceso a ayudas o subvenciones). Por supuesto, en ese sentido, los acuerdos comerciales y convenios son una prioridad para nosotros. El abordar la regulación de las nuevas profesiones del sector jurídico es primordial para nosotros. Y todo ello haciendo una labor de Lobby que nos acerque, aun más, a instituciones, organizaciones empresariales y partidos que nos ayude a conseguir nuestros fines.

Por otro lado, la reorganización interna la vemos fundamental, potenciando el debate y los pronunciamientos con una participación mayoritaria de las agrupaciones y federaciones.

¿Quieres comentarnos algo más?

Simplemente hería destacar el hecho de ser abogada de provincias. Siempre he dicho que soy abogada de pueblo, que ha tenido que montar su despacho desde cero ya que no provengo de familia de letrados, y que con mucho esfuerzo lucha todos los días para sacar su negocia. Creo que mi visión dese la base de la pirámide de los problemas puede ayudar para encauzar la defensa de os intereses profesionales. 




No hay comentarios.


Hacer un comentario

He leido y acepto los términos legales y la política de privacidad